De la cabeza a los pies

Normalmente trato de mover lo mismo los pies que la cabeza, lo que me mantiene muy ocupada todo el día porque mi cabeza centrifuga a una velocidad que daría vértigo al mayor de los equilibristas.

Sin embargo, las 28 semanas de gestación que llevo, imposibilitan muchísimo mis movimientos, no solo por los 13 kilos de más, sino también por una cosa llamada reflejo de Ferguson, que no me viene bien sufrir ahora, la verdad. Así que los ejercicios físicos están limitados a la natación, y a la rutina diaria de yoga. Aparentemente no habría problema, pero lo hay.
Mi cabeza sigue gira que gira, unas veces arreglando y otras enredando.
He tenido visita, paseo, regalos..
Hoy me he perdido unas velas, una tarta, y a todos esos Alemanes, alborotando, cantando, y riendo.
Así que no me queda otra que tejer, y volcar todo ese movimiento neuronal sobre las lanas y las agujas.
El día me ha cundido muchísimo, dos gorros simples, uno para MyLittleButterfly, y el otro para regalar; un gorro Aviatrix, y dos pares de botas.
Todos los detalles en mi Rav.
He ido deshaciéndome de la tanda de ovillos de Merino 100% que tenía en el cajón, y ya tenemos forma de afrontar tanto en la cabeza como en los pies el frío que pueda venir de cara al próximo invierno.
Y a ti.. a ti.. te lo digo en petite comité….

sin embargo versión 2011

porque a veces la distancia no es suficiente
las palabras,… el amor
a veces no es suficiente
porque dejas que el miedo y la rabia
ocupe todo el espacio
y sin embargo
me pierdo en tu pañuelo de amargura
no debería cantarte, y sin embargo
no puedo dejar de hacerlo
porque una casa sin ti es una oficina
un teléfono ardiendo, una cabina
un éxodo de oscuras golondrinas
y me envenan los besos que vas dando
y si te callas, grito en el silencio
en esta casa vacía
y en la indiferencia de tu ausencia
porque no quieres, porque no te dejas
y aunque me lo dijeron mil veces
me tiré de lleno a una piscina
que sabía que no tenía agua
y sin embargo…
sin irme, te llevo conmigo

Caprichos de un jueves de Febrero

  1. Ir a la pastelería de la vaca Valeria, y volver a comprar dos croasanes y un lemon pie, entero, comerlo directamente con un tenedor de la caja de la pastelería, poco a poco, porción a porción, saboreando el ácido de la crema de limón, y el dulce del merengue recién hecho.
  2. Mi cama, y no tener despertador. Acuso un madrugón indecente, del que tardaré tiempo en recuperarme.
  3. Mi cama con compañía, y que sueñen que me caigo, y que me agarren fuerte. Acurrucarme en unos brazos fuertes y firmes, que me den abrigo, arropo, cariño..
  4. Tumbarme en la arena de La Concha, y que el Sol caliente mi piel. Sentir los rayos en las manos y en los pies. Sentir el calor, y no pensar en nada.
  5. Terminar el Paper Dolls, que ya llegó la nieve, y yo aún ando terminando de tejer la segunda manga.
  6. Tener un ratito para sacar la máquina de coser, hacer la funda de la cartilla que tanto uso ahora, y si fuera posible hacer un litro de té con leche, y tomarlo de a poquitos.
  7. Un reloj mágico para apurar el tiempo, y que llegue el lunes, para poder verte, y luego ralentizarlo, para poder disfrutarte.

Are you dead inside?

D’accord, il existait d’autres façons de se quitter
Quelques éclats de verre auraient peut-être pu nous aider
Dans ce silence amer, j’ai décidé de pardonner
Les erreurs qu’on peut faire à trop s’aimer

D’accord la petite fille en moi souvent te réclamait
Presque comme une mère, tu me bordais, me protégeais
Je t’ai volé ce sang qu’on aurait pas dû partager
A bout de mots, de rêves je vais crier :
«Je t’aime, je t’aime»
Comme un fou comme un soldat
comme une star de cinéma
Je t’aime, je t’aime
Comme un loup, comme un roi
Comme un homme que je ne suis pas
Tu vois, je t’aime comme ça

D’accord je t’ai confié tous mes sourires, tous mes secrets
Même ceux, dont seul un frère est le gardien inavoué
Dans cette maison de pierre, Satan nous regardait danser
J’ai tant voulu la guerre de corps qui se faisaient la paix
Je t’aime, je t’aime
Comme un fou comme un soldat
Comme une star de cinéma
Je t’aime, je t’aime
Comme un loup, comme un roi
Comme un homme que je ne suis pas
Tu vois, je t’aime comme ça

Te la regalé un día, te pedí que no la compartieras.
Esta canción fue escrita para enseñarte todo lo grande y puro que me transmites.
Ya he perdido la cuenta de las veces que he podido escucharla, la duda, la sensación de que no lo terminaste de creer.
Aún así, siempre quedará este video, que me seguirá recordando esa tarde de Septiembre, ese cine, y todas esas lágrimas…
O esa noche de Diciembre, y las ocho letras en un papel.

Y el que no se emocione oyendo esto, es que está muerto por dentro

Nuevo imprescindible, publicidad gratis

El mundo anda revuelto, el país peor, nuestras islas de aquella manera… Entre medio, trabajaremos más años, dudamos de que nos quede algún mísero sueldo con el que subsistir mientras se nos acentúan las arrugas; pretenden dejarnos sin nuestras series favoritas de un plumazo y a golpe de sentencia; el tiempo es tiempo, y llueve y hace frío.. Yo ya no tomo ni té ni café, ni quintos, ni coca-cola. El carpaccio y el sushi, ni se mencionan. Con este panorama, lo mejor, como siempre, darse a la vana superficialidad, mirarnos al espejo, y por lo menos ver algo que nos guste.
Hace bastante rato que uso la base de maquillaje de Bobbie Brown, pero en vista de que en MiCentro, han abierto un local nuevo cuya actividad en exclusiva, es la cosmética, le he dado una oportunidad.
La base de maquillaje es standard, la llevo usando poco tiempo como para poder decir si me gusta más o menos que la anterior. De entrada es más barata, y eso le da un punto a su favor. Con lo que sí estoy muy contenta, es con la pre-base de maquillaje. Es una especie de vaselina, transparente y sin perfume, que le da al maquillaje un acabado perfecto, y de larga duración.
Se ha convertido, desde que la tengo, en un nuevo imprescindible más.
Y con esto, me voy a arreglar mentalmente la maleta que tengo en el coche, que estaremos cogiendo un ATR72 a medio día, y a media tarde estaremos en casa.
Si digo que tengo ganas infinitas, no digo nada nuevo; si digo que me muero por ver a mi peludito, tampoco desvelo ningún secreto… que me pongo nerviosa pensando en ver a los peques, a las niñas, a MiColegui (después de casi 3 años!!!!), a la family… pues tampoco, porque es por todo eso que siempre pienso en Fuerte y en MiNorte… pero es que esta vez… en lo que más estoy pensando, es en la minimochila que llevo, en que te llevo conmigo…. y en la hamburguesa del Dani que nos comeremos esta noche!
El lunes estaré resacada emocionalmente, pero valdrá tantísimo la pena