Eslabones tejidos

Hace tiempo que ví este proyecto en la portada de algún libro perdido por ahí..
En mi cabeza le dí vueltas a la manera de hacerlo, pero no fue hasta este fin de semana que me puse manos a la obra, digo, a las agujas.
Gracias a mi amiga LaAlemana empecé a montar eslabones, y a unir unos a otros.
Es sencillo, y rápido.
Empecé el sábado, y a eslabón por día tengo ya como cinco.
Estoy utilizando restos de mis lanas de calcetines, de momento en tono verde, no sé si seguiré así. Porque conocida es mi afición a tejer calcetines hasta la rodilla, y entonces los restos no llegan a ser hebras de más de medio metro.. y con eso, eslabones chicos me saldrían.
Sigo tejiendo eslabones, intentando buscar el que está perdido, y que es imprescindible para que esta cadena de sucesos y hechos, tenga algún sentido.
Mientras sigo leyendo a Punset, y maravillándome y horrorizándome a partes iguales ante el descubrimiento del córtex frontal, del funcionamiento de los neurotransmisores, y de las acciones increíbles de la serotonina, la dopamina, etc..

Un comentario en “Eslabones tejidos”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.