¿Quien conjura?

Después de una semana sin la presencia constante de la princesa, todo empieza levemente a acomodarse. Es un espacio demasiado grande para mí sola…
Me pareció bien llenarlo de tranquilidad, largas estanterías de realidad, mucho sosiego y algo de alegría… He hecho hasta un cursillo de Feng Shui para que todo esté en armonía.
Las historias con príncipes, el amor en la distancia, la fiebre del enamoramiento, las mariposas en el estómago… todo eso se había ido. Me quedó como una tranquilidad difícil de explicar, porque casi siempre esto conlleva sufrimiento, angustia, noches desveladas… Y saber que no lo padeceré más me da cierta seguridad para seguir adelante.
Pero de pronto, el viernes por la tarde leí esto, y seguí leyendo El amor en los tiempos del cólera el sábado por la tarde, y el domingo sesión de pelis: El diario de Noah, Sleepless in Seattle… y de pronto lo vi todo claro.. ¿Quién está conjurando? ¿Qué extraña fuerza me está empujando a volver a amueblar todo este espacio con ese ingrato que tanta desdicha me ha traído?
No quiero ni pensar lo que va a ser esta semana luchando contra ese graciosillo en pañales, con alas y flechas…
Voy a tener que llenar todo de cosas rápidamente, y que no tenga sitio para entrar..

6 opiniones en “¿Quien conjura?”

  1. odio al enano con flechas y pañales, nunca me gustó ni lo he celebrado cuando estave los 10 años con el infecto me parece una fiesta comercial, si te quieren que lo demuestren dia a dia. por cierto el diario de noah, qué peliculón y cuantos paquetes de pañuelos uso cada vez que la veo

  2. no queda nada… sólo hay que aguantar un par de días más y le habremos vuelto a ganar la batalla al odioso enano con flechas y pañales…

    yo también ando llenando todo de cosas rápidamente

    (:D)

  3. Muy bien, pues puestos a llenar huecos, desde aquí te mando la cómoda que pensaba quitar de mi habitación, un sillón cama que el tiempo se ha empeñado a destrozar y la vieja cama de mi perra, que está un poco estropeada pero que es el sitio donde él (por lo que leo)se merece dormir si en algún momento no puedes esquivar al enano de las flechas.
    Suerte!!!

  4. el diario de noah… esa historia es triste, pero de las que te hacen pensar/sentir/intuir, que a veces no es malo dejar la casa un poco despejada, nunca se sabe cuando puede entrar el bueno.

  5. Menuda semanita… por lo que veo!!! Bueno, respira hondo que ya ha pasado. Y… bueno, está bien que llenes la habitación de cosas, peeeero… deja libre algún sofá por si algun desconocido se pierde en tu playa y necesita un té calentito…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.